José Gaspar Rodríguez de Francia

(Redirigido desde «José Gaspar Rodríguez»)
José Gaspar Rodríguez de Francia
Información sobre la plantilla
Gaspar Francia.JPG
Dictador Perpetuo de la República del Paraguay
30 de mayo de 1816 - 20 de septiembre de 1840
PredecesorDictador Supremo de la República del Paraguay
Dictador Supremo de la República del Paraguay
3 de octubre de 1814 - 30 de mayo de 1816
PredecesorCónsul de la República del Paraguay
SucesorDictador Perpetuo de la República del Paraguay
Datos Personales
NombreJosé Gaspar de Francia y Velasco
Nacimiento6 de enero de 1766
Asunción, Bandera de Paraguay Paraguay
Fallecimiento20 de septiembre de 1840
Asunción, Bandera de Paraguay Paraguay
Alma materUniversidad Real de Córdoba del Tucumán
OcupaciónTeólogo, abogado
CónyugeMaría Josefa Fabiana Velasco y Yegros

José Gaspar Rodríguez de Francia. Patriota paraguayo. Fundador de la nación paraguaya, a la cual condujo durante casi treinta años inspirado en las ideas de Rousseau, pero obligado a mantener el aislacionismo con respecto a los países vecinos.

Síntesis biográfica

Nació el 6 de enero de 1766 en Asunción, Paraguay. Hijo de un capitán de artillería de origen brasileño y de una aristócrata asunceña. Estudió en el Colegio de Nuestra Señora de Montserrat en Córdoba (Argentina), donde se graduó de bachiller licenciado y maestro de Filosofía, Cánones y Sagrada Teología. De vuelta en Asunción en 1785, dictó cátedras en el Real Colegio y Seminario de San Carlos, pero en el año 1792 abandonó la docencia para dedicarse a la abogacía.

Trayectoria política

Una adecuada representación del político paraguayo José Gaspar Rodríguez de Francia ofrece el cabildo de Asunción en el informe que dio al designarlo diputado en 1809:

"Es natural de esta ciudad…, de cuarenta y tres años, de estado soltero; persona de conocido talento y de una instrucción bastante general, al paso de ser un carácter pacifico, prudente y moderado, y de bien acreditada honradez e integridad y de arreglada conducta. Hizo sus estudios en la Universidad de Córdoba… Ha tenido particular aplicación al estudio del derecho… Por su reputación y rectitud, fue electo el año 1808 alcalde ordinario de primer voto de esta ciudad, cargo que desempeñó cumplidamente, así como el diputado interino del Real Consulado…"

Intervino en la lucha por la independencia y procuró liberar a su patria de la tutela Argentina.

El 3 de octubre de 1814, el Congreso lo designó dictador por 5 años; en 1816, se le nombró Dictador Perpetuo y gobernó el Paraguay hasta su muerte.

Mucho se ha discutido su personalidad y su dilatada gestión. Hombre liberal en su juventud, fue destituido, por sus ideas, del cargo de profesor de Vísperas de Teología del Colegio Real de San Carlos 1786.

Al llegar al poder, se mostró ponderado y hábil; más a partir de su nombramiento de dictado perpetuo, dejó a un lado la piedad y se dedicó a perseguir implacablemente a los que consideraba enemigos de su país, que algunas veces, eran tan solo enemigos suyos. El radicalismo y el aislamiento fueron las bases de su política interior y exterior.

De su excesivo personalismo se resintió la administración. Más hay que reconocer que fomentó el desarrollo agrícola, reorganizó el ejército y declaró obligatoria la Primera Enseñanza. Fue un hombre recto, austero y sobrio; hizo que su país fuera como él y lo aherrojó a un estrecho círculo. Su etapa fue de progreso; más no puede afirmarse hasta dónde hubiera llegado sin el Dr. Francia la República de Paraguay.

Dictador Supremo

Proclamada la República el 12 de octubre de 1813, Yegros y Rodríguez de Francia formaron un consulado hasta que, en octubre de 1814, éste fue designado dictador supremo por el Congreso.

Dos años después, el doctor Francia (como también ha pasado a ser conocido) proclamó su cargo vitalicio al lograr ser elegido dictador perpetuo. Su gobierno fue tiránico, anticlerical y xenófobo, y mantuvo al país aislado del mundo exterior, prohibiendo el tráfico fluvial con las vecinas Provincias Unidas del Río de la Plata y fomentando la autarquía económica, lo que le valió la enemistad de la aristocracia y de las clases comerciantes.

En 1820 mandó detener a Yegros y Caballero, entre otros, a los que acusó de conspiradores. Un año más tarde, Yegros fue fusilado en tanto que Caballero se suicidó en prisión. A pesar de su creciente despotismo, favoreció el desarrollo industrial, comercial y agrícola.

Su régimen pasó a la historia por convertirse en un periodo repleto de oscurantismo y aspectos cercanos a la leyenda, debido a la contradictoria personalidad del propio Rodríguez de Francia, personaje que durante su vida conjugó fases dispares de convicción religiosa, apasionamiento por los principales autores del Siglo de las Luces.

Cuando en 1829 fue derrotado Artigas en Las Tunas y buscó refugio en Paraguay, el Dr. Francia envió una fuerza armada para acompañarlo hasta Asunción, lo confinó primero en un convento y lo envió después a la aldea de Curuguatí, donde el caudillo uruguayo se dedicó a la agricultura.

Muerte

Falleció el 20 de septiembre de 1840 en Asunción.

Fuentes